miércoles, 14 de abril de 2010

CORTANDO LA TRISTEZA


Sábado, 11 de diciembre de 2004


Hola.

Sabes, últimamente las cosas no han salido de lo mejor que digamos.
Todo se a dejado envolver por algo estúpido muy pronto.
Y lo peor aun… en algo que no esta distanciando lentamente.
Día tras día, día tras día la monotonía.
Sabes, la culpa siempre es mía y toda la culpa siempre será mía
Pero quizas tu también tienes algo de culpa por tenerme olvidado.
Por no estar a mi lado en los momentos necesarios.
En las tardes cuando me siento completamente solo y aburrido
En las tardes cuando necesito tú cariño…
En las tardes cuando espero un te quiero sin necesidad de llamar a tu cel.

Sabes, me siento mal…
Demasiado mal y quizás lo merezca.
Sabes, aun es incierto lo que seguirá después de esto.
¿Podremos cambiar las cosas al final?
¿Vencerá o morirá nuestro amor?

Quisiera tener una idea de lo q vendrá.
Pero ya no se me ocurre nada.
Quisiera que tú me digas las palabras necesarias para seguir.
Quisiera tener yo también las palabras indicadas para nunca perderte.
Quisiera tenerte a mi lado como el día que nos amamos a escondidas.
Quisiera que sigas siendo mi protagonista
Pero intuyo que tú ya no estarás.

Herbert


PD:
Este mail nunca obtuvo respuesta.
Nunca mas volví a tenerla entre mis brazos, ella cerró la historia para siempre.


Dices que nunca escribí sobre vuestra merced en mi blog…
Esto va dedicado para ti bebita.